Reciente Mensajes del Párroco

Mensaje del Boletín – 15 de Abril 2018
¡Agradecimiento de Pascua!

Queridos Feligreses:

Quiero tomar esta oportunidad para darles las GRACIAS a cada uno de ustedes quienes participaron en todos nuestros eventos y actividades durante la Cuaresma, la Semana Santa y la Pascua.

Primeramente, quiero agradecer a todos aquellos que participaron en todas nuestras Obras de Misericordia y Justicia este año. Es difícil de creer, pero este fue el 10° año de tener estas obras cuaresmales. Tendremos una explicación más detallada de la participación de cada evento en el boletín de la próxima semana, pero gracias a todos por su generosidad y participación.

En segundo lugar, quiero agradecer a todos los que coordinaron los eventos durante la Semana Santa. De una manera especial quiero agradecer a Nancy Zermeño por su coordinación del Vía Crucis Viviente y de todos los actores, y también al P. Homero Sanchez y su equipo por su coordinación de la Procesión del Silencio. Estos dos eventos del Viernes Santo fueron muy bien asistidos.

Gracias a Jenny Meehan, nuestra Asociada Pastoral y Coordinadora de Liturgia, por su planificación y coordinación de todas nuestras celebraciones litúrgicas y a su equipo de asistentes. Gracias también a todos nuestros lectores, ministros de comunión, monaguillos, ministros de hospitalidad y nuestros diáconos por su servicio en todas nuestras liturgias. Un agradecimiento especial a Mario Trujillo, Jill Gabrielle, y a todos los miembros del coro por su dedicación y por ayudar a crear liturgias más orantes cada día. Gracias, también, a los que decoraron la iglesia, incluyendo nuestro equipo de mantenimiento.

Finalmente, gracias a cada uno de ustedes que asistieron nuestros eventos. Es sólo por cada uno de ustedes y su participación que hacemos lo que hacemos. Juntos nos unirnos para orar, celebrar y compartir nuestra fe. Espero que a través de toda la Cuaresma y la Pascua hayan encontrado Santa Rita como un lugar acogedor, llena de oración, y lleno de paz donde, juntos, pudimos experimentar el profundo amor y misericordia que Cristo tiene para cada uno de nosotros.

Que Dios siga bendiciendo a cada uno de ustedes y a sus seres queridos.

P. Tony PizzoPárroco